España

Dos hermanos quisieron fingir el secuestro de su madre, pero la apuñalaron y asfixiaron

La mujer estaba maniatada y amordazada en su auto, Los jóvenes tiene 15 y 13 años.

Dos chicos de 15 y 13 años fueron detenidos por la policía española como sospechoso del brutal asesinato de su madre en la localidad de Castro Urdiales. El cuerpo de la mujer fue encontrado en el asiento trasero de un auto en el garaje de su casa. Los detalles son escalofriantes: estaba maniatada, amordazada, con una bolsa en la cabeza, marcas de golpes en el cuerpo y una cuchillada en el cuello.

Según indicó El Diario Montanés, los menores llamaron anoche a su abuela, que vive en la casa de al lado, para contarle que "los habían secuestrado" y fue ella la que dio aviso a la Guardia Civil, que al acudir a la vivienda encontró el cuerpo de la mujer alrededor de las 21. Fue identificada como Silvia López Gayubas.

Los hijos de la víctima estaban desaparecidos, pero la policía logró ubicarlos y detenerlos durante la madrugada en un parque de la localidad cantábrica, indicó El Diario Montanés.

Según medios locales, los dos jóvenes fueron adoptados en Rusia por la víctima de 48 años y su marido.

La delegada del Gobierno en Cantabria, Eugenia Gómez de Diego, explicó que en un primer momento se sospechaba que el crimen podría corresponderse con un caso de violencia de género, aunque pronto esta hipótesis se descartó: el padre de los menores estaba trabajando en el turno de noche de una empresa metalúrgica en el País Vasco. Cuando lo llamaron para avisarle de lo ocurrido "no se lo creía, está destrozado", indicaron fuentes de la investigación.

Ambos menores pasaron a disposición de la Fiscalía de Menores de Cantabria y por ahora no constan denuncias previas en el ámbito familiar. Los hermanos no confesaron la autoría del crimen a la Guardia Civil, indicó El Diario Montanés.

El más joven, al tener menos de 14 años, es inimputable y fue ingresado en un centro de protección de menores.

"Las indagaciones realizadas por la investigación, llevada a cabo por el instituto armado de Cantabria, se centran en la posibilidad de que la autoría corresponda a uno de los hijos", dijo De Diego.

La alcaldesa de Castro, Susana Herrán, manifestó su "consternación" y "absoluta tristeza" por el caso. "Es lamentable que ocurran actos así", manifestó. Decretó tres días de luto oficial y suspendió las fiestas de carnaval.(TN)

Esta nota habla de: